El planisferio de Pesaro, ese gran desconocido


En la pequeña ciudad italiana de Pésaro se conserva uno de los mapas más antiguos de América y a la vez uno de los menos conocidos. Se trata de un planisferio sin título, fecha ni firma que, a falta de otro nombre, suele llamarse “carta oliveriana de Pésaro” por la biblioteca Oliveriana en la que se conserva. Por la información contenida en el mapa, los estudiosos han deducido que debe ser posterior a 1504 y probablemente anterior a 1508. Ricardo Cerezo dijo que este mapa es como una versión actualizada del mapa de Juan de la Cosa de 1500. Es verdad que la forma de la isla de Cuba es muy parecida entre los dos mapas.

Imagen de baja resolución del planisferio, tomada del sitio web de la Biblioteca Oliveriana.

Sobre el autor, desconocido, se ha dicho que pudo ser Nuño García de Toreno o Visconte de Maggiolo, en base al estilo artístico de algunas ilustraciones. Los topónimos están en su mayoría en portugués, algunos en italiano y algunas leyendas en latín, así que ni siquiera podemos estar seguros del origen geográfico del autor material del mapa. La información geográfica contenida en el mapa apunta sin embargo a la autoría intelectual de Amerigo Vespucci, que pudo aunar los descubrimientos portugueses con los castellanos. La costa de Brasil en el mapa de Pésaro corresponde bien con la información comunicada por Vespucci. Además, este planisferio es uno de los dos primeros mapas en llamar “Mundus Novus” al continente sudamericano. La frase Mundus Novus había sido popularizada por una carta publicada en 1504 bajo el nombre de Vespucci pero probablemente apócrifa y que fue todo un best-seller en su época.

El planisferio de Pésaro es uno de los grandes desconocidos de la época de los Descubrimientos. Uno de los motivos es la dificultad para obtener imágenes del mismo. Por ejemplo, el investigador Frederick Pohl pidió una fotocopia del mapa antes de la Segunda Guerra Mundial pero solo recibió un calco en 1947, que publicó en la revista Imago Mundi en 1950. Hoy día apenas existen imágenes digitales del planisferio de Pésaro. La que abre esta entrada, que muestra la zona del Caribe, es desde ahora la imagen más detallada del mapa disponible en internet.

Fuentes consultadas, en orden cronológico:

  • Frederick J. Pohl (1950), “The Pesaro map, 1505”, Imago Mundi, 7:1, pp. 82-84
  • Margaret S. Dilke and A. Brancati (1979), “The New World in the Pesaro Map”, Imago Mundi, 31:1, pp. 78-83.
  • Maria Teresa di Palma (1992), “Plate D-IV” in Gianni Eugenio Viola (ed.), Columbian Iconography, pp. 432-433.
  • Oswald A. Dilke and Margaret S. Dilke (1993), “Ptolemy’s Geography and the New World”, in Jerry M. Williams and Robert Earl Lewis (ed.), Early Images of the Americas: Transfer and Invention, pp. 263-286.
  • Ricardo Cerezo Martínez (1994), La cartografía náutica española en los siglos XIV, XV y XVI, pp. 125-126.

The sources of a 16th-century Castilian cosmographer

Versión en español
 

página 148 recto

página 148 versopágina 148 recto

Pages of the second part of Andrés García de Céspedes‘s Regimiento de Navegación where he transcribed the text by  Pedro Ruiz de Villegas; downloaded from Biblioteca Virtual del Patrimonio Bibliográfico.

Pedro Ruiz de Villegas, Castilian “astrologer and cosmographer” of the sixteenth century, was a member of the  delegation sent by King Charles of Castile to the Badajoz Junta in 1524 to discuss with Portugal the position of the demarcation line of the Treaty of Tordesillas and the location of the Moluccas.

Ruiz de Villegas wrote afterwards a report in which he attempted to prove that said islands lay within the Castilian hemisphere and not in the Portuguese one. The interest of that document is not its predictable conclusion but a long list of maps, globes, tables of coordinates and itineraries that Ruiz de Villegas claims to have checked so as to back his argument. Many of the cartographic works he cited have disappeared and in a few cases this document is the only known mention of their existence. His manuscript itself was lost too but fortunately it was transcribed by Andrés García de Céspedes in his Regimiento de Navegación, printed in Madrid in 1606 (part 2, pages 148r to 149r).

I provide here a translation of Ruiz de Villegas’s list with some explanatory footnotes. The original old Spanish text can be found at the end of this entry.

Chapter VIII. Where it is written what [was written by] Pedro Ruiz de Villegas, born in Burgos, and one of the six judges named for the determination of the differences between Castile and Portugal regarding the longitude of the Moluccas.

[…]

What follows corroborates that this is necessarily so because of the navigations made from the island of San Antonio, and from cap Vert, to the cape of Good Hope, and from there to cape Guardafui, where the Red Sea begins.

Firstly, because it is like that in the Chart that many years ago was made in Portugal by the most famous [mapmaker] of that time, which I saw in the possession of Francisco de Lerma[1], neighbor of Burgos, and [had been] one of the first ones to be made when India was discovered, and kept simply to the truth, without any of today’s’ accretions.

It is like that too in Guispuche’s [work?], who at that time had the patterns that could be had; and such a wise man can be presumed to have had true patterns from Portugal.

It is like that in the patterns of every Chart made in Castile, especially by Nuño García[2], who was a great officer of making them, and tried to have the best patterns he could; and when he made them [the charts] and had the patterns this issue [of the Moluccas] did not exist. And he only followed the patterns from Portugal, as here they never thought about this [issue] until the year of 1516, when this difference started to be discussed between Castile and Portugal.

It is like that in the Chart that I saw of [=made by or belonging to?] the Portuguese Esteban Gomez[3]. It is like that in the Chart that I saw in the possession of Simon de Alcaçaba[4], made in Portugal.

It is like that in the Chart made by that Hector, from Coimbra I believe, made in India in one pig parchment. Is it like that in fray Tomas’s patterns.

There are accounts from all these Portuguese and many other navigators [with whom?] I communicated and got informed, and many other Charts and figures that I saw about this business that is being discussed.

It is like that in the small globe that was made in Portugal by that great pilot who used to get drunk, whose name I do not remember but for that sign, and [for] being very famous, he was very well known.

It is like that in the Apples [= terrestrial globes] of the bishop of Burgos, Fonseca[5]; and [in those] of the Licenciado Vargas[6], and in infinite others, made long before any of these things was suspected or there was issue about them.

This is further proved because the Charts of the Mediterranean Sea match what was said about the Ocean, as is apparent from all old and new Charts of the Levant [=the Mediterranean] made in Majorca, Genoa, in Biscay[7] and in Venice, of which I have seen more than 200 and had and measured many; especially three, one from Biscay, and that of Nuño, and that of the Count of Salamanca, that of Juan de Bejar[8], that of fray Antonio de Logroño[9], and above all the old one that I have, and another printed one, that it may be presumed they looked for the best available pattern in order to print it.

All the printed Italian [charts] match too, as well as a thousand other Cosmographies[10]; the two charts in Arabic that belonged to the archdeacon of Toledo[11], and innumerable others that have been seen.

It is above all proved with Ptolemy’s indisputable authority in what he may have known, and living in Alexandria he puts it to the letter, neither more nor less than these marine Charts.

It is also checked with all the astrologers’ tables [of coordinates], which locate Alexandria the same as the Charts; which [tables] are King don Alfonso[12], Ali Aben Ragel[13], Zacuto[14], the Almanachs of Germany[15], Juan de Sacrobosco[16], and all the tables in the world.

It is confirmed, and further corroborated, because Ptolemy locates Ormuz, a city very well known to the Portuguese that cannot be mistaken because it is in the narrowness of the Persian Sea, passing there to the East next to the Strait [?]; which [city] he locates adequately the same as the above mentioned navigations. Those who will notice it will be astounded by Ptolemy’s diligence; he alone, in what was close to him, is of more authority and credit than a hundred other authors.

It is further confirmed with a Map in globe [“Mapa en globo” in the original], which belonged to the King of Naples don Alfonso[17], which is as has been said.

It is also confirmed with another flat Map [“Mapa en plano” in the original], of round figure, made in London[18]. Besides this, with many navigations to the Holy Land, that it would be very prolix to say.

For it is as clear as the Sun, they subtract 16 degrees that there must be from the beginning of the Red Sea to cape Comorin, and from there to Gamispola, and from there to Malacca, and from Malacca to Maluco. And even passing in almost all of this with their patterns, does Maluco belong to Castile’s demarcation by more than 20 degrees; and amending them with old Charts from Portugal, and of those who there so say, it is more than 30 degrees within Castile’s demarcation.

There is more regarding the Mediterranean Sea: the Itineraries, all of which give the same quantity that was stated above, and that of Antonio Pio[19] is of great authority.

To prove what was said of the Mediterranean Sea, one could also bring forward stories and small aids to make more authority, which one could bring of such an unholy thing, but it superfluous to bring more than what was said of such manifest thing.

It should be noted that taking heights and latitude is very certain but, for the cosmographer who works by [geometric?] relationships, longitude is more certain: because everybody knows at what time they saw such eclipse begin, and information can be obtained from everybody; but few took the height, particularly in old times, because those who sailed did not take height as nowadays. This is brought forward in favor of Ptolemy’s longitude, to whom more credit must be given than to anybody else in what he managed to reach and was close to where he lived.

The above is confirmed, beyond any doubt, by the Itineraries that some have written of travels made to the West after the year of 1519, especially the one translated by Transilvano[20] from a Portuguese, and the one written by Antonio Gafeta[21], both of which agree with Ptolemy; locating Gilolo, which is the Catigara, in the [same] degrees from Spain by the West than [those that] Ptolemy gave by the East, which is quite remarkable.


[1] A royal document dated in Burgos on 10 April 1524, right before the beginning of the Badajoz Junta, mentions some “nautical charts that, you say you have been informed, are in the possession of Francisco de Lerma, neighbor of this city”; transcribed in Martín Fernández de Navarrete (1837), Colección de los viajes…, tomo IV, pp.330-332

[2] Nuño García de Toreno, “piloto y maestro de cartas de navegar” (pilot and master of nautical charts) of the Casa de Contratación since 1519 until his death in 1526. One map signed by him is extant, dated 1522; the anonymous so-called “Salviati planisphere” is attributed to him too. It is also known that Magellan’s expedition took with it 23 “cartas de marear” made by this cartographer.

[3] Estêvão Gomes or Esteban Gómez (ca. 1483 – 1538), Portuguese navigator and explorer at the service of the Crown of Castile. The above mentioned royal document of 10 April 1524 mentions a nautical chart “that pilot Estéban Gomez gave to colonel Espinosa”.

[4] Simón de Alcazaba y Sotomayor (1470 – 1535) was another Portuguese discoverer sailing under the flag of Castile. He was one of the delegates sent by King Charles to the Badajoz Junta but he had to leave it at the request of the Portuguese delegation.

[5] Juan Rodríguez de Fonseca (1451 – 1524), minister of the Catholic Monarchs in charge of the discovery and conquest of the Indies. Peter Martyr of Anghera claimed to have seen in his house “a solid sphere of the Universe” that showed recently discovered lands, as well as many maps. (Decade II, Book X, dated 4 December 1514)

[6] I suppose it must be Francisco de Vargas, d. 1524, advisor to the Catholic Monarchs and later to Charles I, and holder of numerous public offices.

[7] This paragraph is the first news I have ever seen of ancient maps of the Mediterranean made in Biscay.

[8] I do not know who this person may be but the Castilian consul in Florence in 1535 was called Juan de Bejar.(source).

[9] Chronicler of the Saint Paul convent in Burgos, the city where Ruiz de Villegas came from. He had previously been the confessor of Pascual de Ampudia, bishop of Burgos until his death in Rome in 1512.(source)

[10] Latin editions of Ptolemy’s Geography made in the 15th and 16th centuries used to be entitled Cosmographia.

[11] I am curious about what these two maps in Arabic may have looked like. One of the persons who held the office of archdeacon of Toledo in Pedro Ruiz’s lifetime was Francisco de Mendoza y Bobadilla, who would later become a cardinal and, at his death in 1566, would donate to the Escorial Library a great collection of codices that included manuscripts in Arabic.

[12] Alfonso X the Wise, king of Castile and of Leon (1221 – 1284) ordered an updated table of geographic coordinates to be compiled in 1272. The original is lost but a later copy of these “Alfonsine Tables” is extant (Biblioteca Nacional Ms. 4238) and lists the coordinates of 4 regions and 22 cities.

[13] Abu-l-Hassan ‘Ali ibn Abi-l-Rigal, 11th-century astrologer. One of his works was translated into old Spanish in the court of king Alfonso X. I do not know whether this translation contains a table of geographical coordinates. Later versions of that work printed in Latin do contain a table. (Edit of July 25, 2012: The Spanish version of Abi-l-Rigal’s treatise does contain a table of coordinates. The contents of both the Spanish and Latin versions of the table can be found in this separate entry.)

[14] Abraham Zacut (ca. 1450 – ca. 1515), Castilian astronomer who had to go into exile when the Catholic Monarchs expelled the Jews in 1492. He compiled two tables of coordinates for two of his works: the Hajibbur hagadol, written in Hebrew and preserved in four manuscripts; and the Almach perpetuum, printed in Latin in Portugal in 1496.

[15] Among the many works including tables of coordinates produced in German-speaking lands, the specific name used by Pedro Ruiz suggests it must be one of the almanacs made by Regiomontano (Johannes Müller von Königsberg, 1436 – 1476) and printed in Nuremberg towards the end of the 15th century.

[16] Johannes de Sacrobosco (John of Holywood), English astronomer of the 13th century.

[17] It could be either Alfonso V of Aragon and I of Naples (1396 – 1458) or Alfonso II of Naples (1448 – 1495).

[18] In 1448 the Venetian Andrea Bianco signed in London a chart of the Atlantic, probably drawn beforehand in Italy, but it is not “in round figure”. A circular mappamundi by the same author is extant, in an atlas dated 1436 with no indication of the place where it was made. The next earliest preserved map  made in England is a sketch dated 1539 (source).

[19] The Antonine Itinerary is a Roman text that describes the main roads of the Empire, naming settlements and distances between them.

[20] Maximilianus Transilvanus published in 1522 the first known chronicle of Magellan’s expedition, entitled De Moluccis Insulis.

[21] Antonio Pigafetta wrote a chronicle of Magellan’s expedition that he sent to several high-ranking people across Europe. A French-language extract of his manuscript was printed  in Paris, and then translated into Italian and printed by Ramusio in Venice in 1536.

Original text

CAP.VIII. En que se pone lo que Pedro Ruyz de Villegas natural de Burgos, y uno de los seys juezes nombrados para la determinacion de las diferencias entre Castilla y Portugal, acerca de la longitud de las Molcucas.

(…)

Corroborase ser assi de necessidad, por las nauegaciones hechas desde la isla de San Antonio, y de Cabo verde, al Cabo de Buena Esperança: y desde alli al Cabo de Guardafu, donde comiença el mar Bermejo, con lo siguiente.

Primeramente, porque assi està en la Carta que muchos años ha que se hizo en Portugal, por el mas famoso de aquel tiempo, la qual vi en poder de Francisco de Lerma, vezino de Burgos, y hecha de las primeras quando se descubrio la India, y guardada la verdad simplemente, sin arecion de nada de lo de aora.

Esta assi tambien en lo de Guispuche, que entonces huuo por padrones que se podian auer, y de vn hombre tan sabio, que se puede presumir que huuo padrones ciertos de Portugal.

Está assi en los padrones de todas las Cartas hechas en Castilla, especialmente de Nuño Garcia, que fue muy grande oficial de hazerlas, y trabajò de auer los mejores padrones que pudo, y quando las hizo y hubo los padrones, no auia esta question, ni el hazia sino segun que venian los padrones de Portugal, que aca nunca en esto pensaron, hasta el año de 1516. passado, que se començo a tratar desta diferencia entre Castilla y Portugal.

Está assi en la Carta que vi de Esteuan Gomez Portugues. Está assi en la Carta que vi en poder de Simon de Alcaçaba, hecha en Portugal.

Está assi en la Carta que hizo aquel Hector, creo que de Coimbra, hecha en la India en vn pergamino de puerco. Está assi en los padrones de fray Tomas.

Ay relaciones de todos estos Portuguesses, y otros muchos nauegantes que comuniquè, y me informè, y otras muchas Cartas y figuras que vi al proposito deste negocio, de que se va tratando.

Está assi en el globillo que hizo en Portugal aquel gran Piloto que se emborrachaua, cuyo nombre no me acuerdo, pero por aquella seña, y ser muy famoso, fue muy conocido.

Está assi en las Pomas del Obispo de Burgos, Fonseca: y del Licenciado Vargas: y en otras infinitas, hechas gran tiempo antes que se sospechasse cosa destas, ni huuiesse question dellas.

Prueuase mas esto, porque las Cartas del mar Mediterraneo concuerdan con lo dicho del Occeano, segun parece por todas las Cartas viejas y nueuas de Leuante, hechas en Mayorca, Genoua, en Vizcaya, y en Venecia, de las quales he visto mas de 200. y tenido, y medido muchas : especialmente tres, vna Vizcayna, y la de Nuño, y la del Conde de Salamanca, la de Iuan de Bejar, la de fray Antonio de Logroño, y sobre todo, la que tengo vieja, y otra de molde, que es de presumir, que para imprimirla buscaron el mejor padron que se pudo auer.

Concuerdan tambien todas las Italianas de molde, y otras mil Cosmografias: las dos cartas Arabigas que eran del Arcediano de Toledo, y otras innumerables que se han visto.

Sobre todo se prueua, con la irrefragable autoridad de Ptolomeo, en lo que el pudo saber, y morando en Alexandria lo pone a la letra, ni mas ni menos que estas Cartas marinas.

Comprueuase tambien con todas las tablas de los Astrologos, que ponen a Alexandria en lo mismo que las Cartas, que son el Rey don Alõso, Ali Auen Ragel, Zacuto, los Almanaques de Alemaña, Iuan de Sacrobosco, y todas las tablas del mundo.

Confirmase, y corroborase mas, porque Ptolomeo pone a Ormuz, ciudad muy conocida de Portuguesses, que no se puede negar ser ella, porque es en la estrechura del mar Persico, passado luego alli al Oriente, junto al Estrecho, la qual pone formadamente como las nauegaciones suso dichas: que es cosa, que quien lo notare se espantarà de la diligencia de Ptolomeo, que el solo en lo que fue propinquo a el, es de mas autoridad y credito, que cien otros autores.

Conformase mas lo dicho, con vn Mapa en globo, que fue del Rey de Napoles don Alonso, el qual està assi como està dicho.

Confirmase tambien con otro Mapa en plano, en figura redonda, hecha en Londres. Demas desto, con muchas nauegaciones a la tierra Santa, que seria prolixidad dezirlas.

Pues en cosa tan clara como el Sol, substraen 16.grados, que haran desde el principio del mar Bermejo hasta el Cabo de Comori, y de alli a Gamispola, y de alli a Malaca, y de Malaca a Maluco, y aun passando casi en todo esto con sus padrones, es Maluco con mas de 20.grados de la Demarcacion de Castilla: y enmendandolos por Cartas viejas de Portugal, y de los que de alla lo dizen, son mas de 30.grados dentro de la Demarcacion de Castilla.

Ay mas para lo del mar Mediterraneo, los Itinerarios, que todos ponen la misma cantidad que està dicha, y el de Antonio Pio es de gran autoridad.

Podrianse traer tambien para lo del mar Mediterraneo, en prueua de lo dicho, historias y adminiculos que hiziessen mas autoridad, que de cosa profana y semejante se podrian traer, pero es superfluo traer mas de lo dicho en cosa tan manifiesta.

Es de notar, que es muy cierto el tomar de las alturas y latitud, pero para el Cosmografo que haze por relaciones, mas cierto se estriba en la longitud: porque saber a que hora vieron començar tal Eclypse, todos lo saben, y de todos se pueden informar: pero tomar el altura, especial antiguamente, pocos lo hazian, porque los que nauegauan no tomauan altura como aora. Traese esto en fauor de la longitud de Ptolomeo, al qual en lo que alcançò, y cercano a donde el viuia, se le deue de dar credito antes que a otro alguno.

Lo dicho se confirma, y queda sin duda ninguna, por los Itinerarios que algunos han escrito, de algunos viajes que hàzia el Occidente se han hecho, despues del año de 1519. especialmente el que traduxo Transiluano de vn Portugues, y el que escriuio Antonio Gafeta, que concuerdan con Ptolomeo; poniendo a Gilolo, que es el Catigara en los grados de España, por el Occidente, que le puso Ptolomeo por el Oriente, que es cosa bien notable.


Las fuentes de un cosmógrafo castellano del siglo XVI

English version

página 148 recto

página 148 versopágina 148 recto

Páginas de la segunda parte del Regimiento de Navegación de Andrés García de Céspedes en las que se transcribe el texto de Pedro Ruiz de Villegas; descargadas de la Biblioteca Virtual del Patrimonio Bibliográfico.

Pedro Ruiz de Villegas, “astrólogo y cosmógrafo” castellano del siglo XVI, fue uno de los miembros de la delegación castellana enviada por el rey Carlos a la Junta de Badajoz de 1524 para discutir con Portugal la posición de la línea de demarcación del Tratado de Tordesillas y la ubicación de las islas Molucas.

Ruiz de Villegas escribió tras la Junta un informe en el que trataba de demostrar que dichas islas se encontraban en el hemisferio de Castilla y no en el de Portugal. El interés de ese documento no es su conclusión, que era predecible, sino una larga lista de mapas, globos, tablas de coordenadas e itinerarios que Ruiz de Villegas afirma haber consultado para respaldar sus argumentos. Muchas de las obras cartográficas citadas han desaparecido y en algunos casos este documento es la única mención conocida de su existencia. El propio manuscrito de Villegas también se perdió pero por suerte fue transcrito por Andrés García de Céspedes en su Regimiento de Navegación, impreso en Madrid en 1606, parte 2ª, páginas 148r a 149r.

Transcribo aquí la lista de Ruiz de Villegas, adaptada al español actual y con algunas notas aclaratorias. Al final de esta entrada he dejado una transcripción que respeta la ortografía usada por García de Céspedes.

Versión adaptada

CAP.VIII. En que se pone lo que [escribió] Pedro Ruiz de Villegas, natural de Burgos, y uno de los seis jueces nombrados para la determinación de las diferencias entre Castilla y Portugal acerca de la longitud de las Molcucas.

[…]

Corrobórase ser así de necesidad por las navegaciones hechas desde la isla de San Antonio, y de cabo Verde, al cabo de Buena Esperanza, y desde allí al cabo de Guardafui, donde comienza el mar Bermejo [= mar Rojo], con lo siguiente.

Primeramente, porque así está en la Carta que hace muchos años se hizo en Portugal por el más famoso de aquel tiempo, la cual vi en poder de Francisco de Lerma[1], vecino de Burgos, y hecha de las primeras cuando se descubrió la India, y guardada la verdad simplemente, sin añadido de nada de lo de ahora.

Esta así también en lo de Guispuche, que entonces tuvo por padrones [los] que se podían tener, y de un hombre tan sabio que se puede presumir que tuvo padrones ciertos de Portugal.

Está así en los padrones de todas las Cartas hechas en Castilla, especialmente de Nuño García[2], que fue muy gran oficial de hacerlas, y trató de tener los mejores padrones que pudo, y cuando las hizo y tuvo los padrones no había esta cuestión ni él hacía sino según que venían los padrones de Portugal, que aquí nunca en esto pensaron hasta el año de 1516 pasado, [en] que se comenzó a tratar de esta diferencia entre Castilla y Portugal.

Está así en la Carta que vi de Esteban Gómez portugués[3]. Está así en la Carta que vi en poder de Simón de Alcazaba[4], hecha en Portugal.

Está así en la Carta que hizo aquel Héctor, creo que de Coimbra, hecha en la India en un pergamino de puerco. Está así en los padrones de fray Tomás.

Hay relaciones de todos estos portugueses y otros muchos navegantes [¿con los?] que comuniqué y me informé, y otras muchas Cartas y figuras que vi a propósito de este negocio de que se va tratando.

Está así en el globillo que hizo en Portugal aquel gran piloto que se emborrachaba, [de] cuyo nombre no me acuerdo pero por aquella seña, y [por] ser muy famoso, fue muy conocido.

Está así en las Pomas [= globos terráqueos] del obispo de Burgos, Fonseca[5]; y [en las] del Licenciado Vargas[6], y en otras infinitas, hechas gran tiempo antes que se sospechase cosa de estas, ni hubiese cuestión de ellas.

Pruébase más esto porque las Cartas del mar Mediterráneo concuerdan con lo dicho del Océano, según parece por todas las Cartas viejas y nuevas de Levante [= del Mediterráneo] hechas en Mallorca, Génova, en Vizcaya[7] y en Venecia, de las cuales he visto mas de 200 y tenido y medido muchas; especialmente tres, una vizcaína, y la de Nuño, y la del conde de Salamanca, la de Juan de Béjar[8], la de fray Antonio de Logroño[9], y sobre todo la que tengo vieja, y otra de molde [= impresa], que es presumible que para imprimirla buscaran el mejor padrón que se pudo tener.

Concuerdan también todas las italianas de molde, y otras mil Cosmografías[10]; las dos cartas Arábigas [= en árabe] que eran del arcediano de Toledo[11], y otras innumerables que se han visto.

Sobre todo se prueba, con la irrefragable autoridad de Ptolomeo en lo que él pudo saber, y morando en Alejandría lo pone a la letra, ni más ni menos que estas Cartas marinas.

Se comprueba también con todas las tablas de los astrólogos [= tablas de coordenadas], que ponen a Alejandría en lo mismo que las Cartas, que son el Rey don Alfonso[12], Alí Aben Ragel[13], Zacuto[14], los Almanaques de Alemania[15], Juan de Sacrobosco[16], y todas las tablas del mundo.

Confírmase, y corrobórase más porque Ptolomeo pone a Ormuz, ciudad muy conocida de los portugueses, que no se puede negar que sea ella porque está en la estrechura del mar Pérsico, pasado luego allí al Oriente junto al Estrecho, la cual pone formadamente como las navegaciones susodichas. Que es cosa que quien lo notare se espantará de la diligencia de Ptolomeo, que él solo en lo que fue próximo a él es de más autoridad y crédito que cien otros autores.

Confórmase mas lo dicho con un Mapa en globo, que fue del Rey de Nápoles don Alfonso[17], el cual está así como está dicho.

Confírmase también con otro Mapa en plano, en figura redonda, hecha en Londres[18]. Además de esto, con muchas navegaciones a la Tierra Santa, que seria muy prolijo decirlas.

Pues en cosa tan clara como el Sol, substraen 16 grados que harán desde el principio del mar Bermejo hasta el cabo de Comorín, y de allí a Gamispola, y de allí a Malaca, y de Malaca a Maluco. Y aun pasando casi en todo esto con sus padrones, es Maluco con más de 20 grados de la Demarcación de Castilla; y enmendándolos por Cartas viejas de Portugal, y de los que de allá lo dicen, son más de 30 grados dentro de la Demarcación de Castilla.

Hay más para lo del mar Mediterráneo: los Itinerarios, que todos ponen la misma cantidad que está dicha, y el de Antonio Pío[19] es de gran autoridad.

Podríanse traer también para lo del mar Mediterráneo, en prueba de lo dicho, historias y adminículos que hiciesen más autoridad, que de cosa profana y semejante se podrían traer, pero es superfluo traer más de lo dicho en cosa tan manifiesta.

Es de notar que es muy cierto el tomar de las alturas y latitud pero, para el cosmógrafo que hace por relaciones [¿geométricas?], más cierto se estriba en la longitud: porque saber a qué hora vieron comenzar tal eclipse, todos lo saben, y de todos se pueden informar; pero tomar la altura, [en] especial antiguamente, pocos lo hacían porque los que navegaban no tomaban altura como ahora. Tráese esto en favor de la longitud de Ptolomeo, al cual en lo que alcanzó, y cercano a donde él vivía, se le debe de dar crédito antes que a otro alguno.

Lo dicho se confirma, y queda sin duda ninguna, por los Itinerarios que algunos han escrito de algunos viajes que hacia el Occidente se han hecho después del año de 1519, especialmente el que tradujo Transilvano[20] de un Portugués, y el que escribió Antonio Gafeta[21], que concuerdan con Ptolomeo; poniendo a Gilolo, que es el Catigara, en los [mismos] grados de España por el Occidente que [los que] le puso Ptolomeo por el Oriente, que es cosa bien notable.


[1] En una real cédula fechada en Burgos a 10 de abril de 1524, justo antes del comienzo de la Junta de Badajoz, se mencionan unas “cartas de navegar que decís que tenéis aviso, que estan en poder de Francisco de Lerma, vecino desta cibdad”; transcrita en Martín Fernández de Navarrete (1837), Colección de los viajes…, tomo IV, pp.330-332

[2] Nuño García de Toreno, “piloto y maestro de cartas de navegar” de la Casa de Contratación desde 1519 hasta su muerte en 1526. Se conserva un mapa firmado por él, fechado en 1522, y se le atribuye el planisferio anónimo llamado “de Salviati”. Se sabe además que la expedición de Magallanes llevaba 23 “cartas de marear” hechas por él.

[3] Esteban Gómez (ca. 1483 – 1538), navegante y explorador portugués al servicio de la Corona de Castilla. En la cédula del 10 de abril de 1524 citada más arriba se menciona una carta de navegar “quel piloto Estéban Gomez dió al coronel Espinosa”.

[4] Simón de Alcazaba y Sotomayor (1470 – 1535), igualmente descubridor portugués que navegó bajo bandera castellana. Fue uno de los enviados por el rey de Castilla a la Junta de Badajoz pero tuvo que abandonarla.a petición de la delegación portuguesa.

[5] Juan Rodríguez de Fonseca (1451 – 1524), encargado por los Reyes Católicos de organizar el descubrimiento y conquista de las Indias. Pedro Mártir de Anglería afirmó haber visto en su casa «una esfera sólida del Universo» que mostraba las tierras recién descubiertas, así como muchos mapas. (Década II, Libro X. Fechada a 4 de diciembre de 1514)

[6] Supongo que se trata de Francisco de Vargas, muerto en 1524, consejero de los Reyes Católicos y después de Carlos I, bajo los que desempeñó numerosos cargos públicos.

[7] Antes de leer este párrafo nunca había oído hablar de mapas del Mediterráneo hechos en Vizcaya en épocas tan antiguas.

[8] Ignoro de quién puede tratarse. El cónsul castellano en Florencia en 1535 se llamaba Juan de Béjar.(fuente).

[9] Cronista del convento de San Pablo de Burgos, ciudad de donde era originario Ruiz de Villegas. Antes había sido confesor de Pascual de Ampudia, obispo de Burgos hasta su muerte en Roma en 1512.(fuente)

[10] Las ediciones en latín de la Geografía de Ptolomeo realizadas en los siglos XV y XVI solían titularse Cosmographia.

[11] Me pregunto cuáles serían estos dos mapas en árabe. Una de las personas que ocupó el cargo de arcediano de Toledo en vida de Pedro Ruiz fue Francisco de Mendoza y Bobadilla, futuro cardenal que a su muerte en 1566 legó a la Biblioteca del Escorial una gran colección de códices que incluía manuscritos en árabe.

[12] Alfonso X el Sabio, rey de Castillla y de León (1221 – 1284) ordenó compilar una tabla actualizada de coordenadas geográficas en 1272. El original se ha perdido pero se conserva una copia posterior de estas “Tablas Alfonsíes” (BN Ms. 4238) con las coordenadas de 4 regiones y 22 ciudades.

[13] Abu-l-Hassan ‘Ali ibn Abi-l-Rigal, astrólogo del siglo XI. Una de sus obras fue traducida al castellano en la corte del rey Alfonso X. Ignoro si contiene una tabla de coordenadas geográficas. Ediciones posteriores impresas en latín sí que contienen listas de coordenadas. (Edición del 25 de julio de 2012: La versión en castellano del tratado de Abi-l-Rigal sí que contiene una tabla de coordenadas. Su contenido, así como el de la tabla de la versión en latín, puede consultarse en esta entrada.)

[14] Abraham Zacut (ca. 1450 – ca. 1515), astrónomo castellano que tuvo que exiliarse al ser expulsados los judíos en 1492. Compiló sendas tablas de coordenadas geográficas para dos de sus obras: el Hajibbur hagadol, escrito en hebreo y conservado en cuatro manuscritos; y el Almach perpetuum, publicado en latín en Portugal en 1496.

[15] Entre las muchas obras con tablas de coordenadas producidas en tierras germánicas, el nombre usado por Pedro Ruiz me sugiere que se trata de alguno de los almanaques de Regiomontano (Johannes Müller von Königsberg, 1436 – 1476) impresos en Nuremberg a finales del siglo XV.

[16] Johannes de Sacrobosco (John of Holywood), astrónomo inglés del siglo XIII.

[17] Puede tratarse de Alfonso V de Aragón y I de Nápoles (1396 – 1458) o bien de Alfonso II de Nápoles (1448 – 1495).

[18] En 1448 el veneciano Andrea Bianco firmó en Londres un mapa del Atlántico, probablemente dibujado con anterioridad en Italia, pero no es “en figura redonda”. Del mismo autor se conserva un mapamundi circular en un atlas fechado en 1436 pero que no indica lugar de realización. El siguiente mapa hecho en Inglaterra que se conserva es un esbozo fechado en 1539 (fuente).

[19] El itinerario de Antonino es un texto romano que describe las principales calzadas del Imperio, indicando poblaciones y distancias entre ellas.

[20] Maximilianus Transilvanus publicó en 1522 la primera crónica conocida de la expedición de Magallanes y Elcano, titulada De Moluccis Insulis.

[21] Antonio Pigafetta escribió una relación de la expedición de Magallanes y Elcano que envió a varias personalidades importantes europeas. De su manuscrito se imprimió en París un extracto en francés, el cual luego publicó traducido al italiano Ramusio en Venecia en 1536.

Transcripción exacta

CAP.VIII. En que se pone lo que Pedro Ruyz de Villegas natural de Burgos, y uno de los seys juezes nombrados para la determinacion de las diferencias entre Castilla y Portugal, acerca de la longitud de las Molcucas.

(…)

Corroborase ser assi de necessidad, por las nauegaciones hechas desde la isla de San Antonio, y de Cabo verde, al Cabo de Buena Esperança: y desde alli al Cabo de Guardafu, donde comiença el mar Bermejo, con lo siguiente.

Primeramente, porque assi està en la Carta que muchos años ha que se hizo en Portugal, por el mas famoso de aquel tiempo, la qual vi en poder de Francisco de Lerma, vezino de Burgos, y hecha de las primeras quando se descubrio la India, y guardada la verdad simplemente, sin arecion de nada de lo de aora.

Esta assi tambien en lo de Guispuche, que entonces huuo por padrones que se podian auer, y de vn hombre tan sabio, que se puede presumir que huuo padrones ciertos de Portugal.

Está assi en los padrones de todas las Cartas hechas en Castilla, especialmente de Nuño Garcia, que fue muy grande oficial de hazerlas, y trabajò de auer los mejores padrones que pudo, y quando las hizo y hubo los padrones, no auia esta question, ni el hazia sino segun que venian los padrones de Portugal, que aca nunca en esto pensaron, hasta el año de 1516. passado, que se començo a tratar desta diferencia entre Castilla y Portugal.

Está assi en la Carta que vi de Esteuan Gomez Portugues. Está assi en la Carta que vi en poder de Simon de Alcaçaba, hecha en Portugal.

Está assi en la Carta que hizo aquel Hector, creo que de Coimbra, hecha en la India en vn pergamino de puerco. Está assi en los padrones de fray Tomas.

Ay relaciones de todos estos Portuguesses, y otros muchos nauegantes que comuniquè, y me informè, y otras muchas Cartas y figuras que vi al proposito deste negocio, de que se va tratando.

Está assi en el globillo que hizo en Portugal aquel gran Piloto que se emborrachaua, cuyo nombre no me acuerdo, pero por aquella seña, y ser muy famoso, fue muy conocido.

Está assi en las Pomas del Obispo de Burgos, Fonseca: y del Licenciado Vargas: y en otras infinitas, hechas gran tiempo antes que se sospechasse cosa destas, ni huuiesse question dellas.

Prueuase mas esto, porque las Cartas del mar Mediterraneo concuerdan con lo dicho del Occeano, segun parece por todas las Cartas viejas y nueuas de Leuante, hechas en Mayorca, Genoua, en Vizcaya, y en Venecia, de las quales he visto mas de 200. y tenido, y medido muchas : especialmente tres, vna Vizcayna, y la de Nuño, y la del Conde de Salamanca, la de Iuan de Bejar, la de fray Antonio de Logroño, y sobre todo, la que tengo vieja, y otra de molde, que es de presumir, que para imprimirla buscaron el mejor padron que se pudo auer.

Concuerdan tambien todas las Italianas de molde, y otras mil Cosmografias: las dos cartas Arabigas que eran del Arcediano de Toledo, y otras innumerables que se han visto.

Sobre todo se prueua, con la irrefragable autoridad de Ptolomeo, en lo que el pudo saber, y morando en Alexandria lo pone a la letra, ni mas ni menos que estas Cartas marinas.

Comprueuase tambien con todas las tablas de los Astrologos, que ponen a Alexandria en lo mismo que las Cartas, que son el Rey don Alõso, Ali Auen Ragel, Zacuto, los Almanaques de Alemaña, Iuan de Sacrobosco, y todas las tablas del mundo.

Confirmase, y corroborase mas, porque Ptolomeo pone a Ormuz, ciudad muy conocida de Portuguesses, que no se puede negar ser ella, porque es en la estrechura del mar Persico, passado luego alli al Oriente, junto al Estrecho, la qual pone formadamente como las nauegaciones suso dichas: que es cosa, que quien lo notare se espantarà de la diligencia de Ptolomeo, que el solo en lo que fue propinquo a el, es de mas autoridad y credito, que cien otros autores.

Conformase mas lo dicho, con vn Mapa en globo, que fue del Rey de Napoles don Alonso, el qual està assi como està dicho.

Confirmase tambien con otro Mapa en plano, en figura redonda, hecha en Londres. Demas desto, con muchas nauegaciones a la tierra Santa, que seria prolixidad dezirlas.

Pues en cosa tan clara como el Sol, substraen 16.grados, que haran desde el principio del mar Bermejo hasta el Cabo de Comori, y de alli a Gamispola, y de alli a Malaca, y de Malaca a Maluco, y aun passando casi en todo esto con sus padrones, es Maluco con mas de 20.grados de la Demarcacion de Castilla: y enmendandolos por Cartas viejas de Portugal, y de los que de alla lo dizen, son mas de 30.grados dentro de la Demarcacion de Castilla.

Ay mas para lo del mar Mediterraneo, los Itinerarios, que todos ponen la misma cantidad que està dicha, y el de Antonio Pio es de gran autoridad.

Podrianse traer tambien para lo del mar Mediterraneo, en prueua de lo dicho, historias y adminiculos que hiziessen mas autoridad, que de cosa profana y semejante se podrian traer, pero es superfluo traer mas de lo dicho en cosa tan manifiesta.

Es de notar, que es muy cierto el tomar de las alturas y latitud, pero para el Cosmografo que haze por relaciones, mas cierto se estriba en la longitud: porque saber a que hora vieron començar tal Eclypse, todos lo saben, y de todos se pueden informar: pero tomar el altura, especial antiguamente, pocos lo hazian, porque los que nauegauan no tomauan altura como aora. Traese esto en fauor de la longitud de Ptolomeo, al qual en lo que alcançò, y cercano a donde el viuia, se le deue de dar credito antes que a otro alguno.

Lo dicho se confirma, y queda sin duda ninguna, por los Itinerarios que algunos han escrito, de algunos viajes que hàzia el Occidente se han hecho, despues del año de 1519. especialmente el que traduxo Transiluano de vn Portugues, y el que escriuio Antonio Gafeta, que concuerdan con Ptolomeo; poniendo a Gilolo, que es el Catigara en los grados de España, por el Occidente, que le puso Ptolomeo por el Oriente, que es cosa bien notable.